“Todo ser humano con el que tenemos contacto
en cada una de nuestras vidas tiene una conexión con el largo viaje de nuestra Alma.”

Karen Berg

Constelaciones Familiares en Almería

Jornadas de Constelaciones Familiares.

Haz consciente lo inconsciente.

Las Constelaciones Familiares son una técnica de trabajo que permite acercarse al inconsciente familiar o grupal de un sistema de personas (pareja, familia, grupo de trabajo, etc.). Fueron desarrolladas por Bert Hellinger (1925-2019). Esta técnica permite sacar a la luz acontecimientos y dinámicas inconscientes en un sistema de relaciones, así como comprender los puntos de vista emocionales y mentales de los diferentes componentes del sistema analizado

El trabajo con Constelaciones Familiares permite a la persona constelada la visualización de situaciones en sus sistemas (familia, pareja, trabajo, amistades) o en aspectos concretos de su vida (trabajo, dinero, relaciones, nacimientos, muertes, etc.) que suelen permanecer ocultos por ser dinámicas inconscientes, ajenas o secretas. De este modo, la persona se hace consciente de las energías que laten en su entorno y que son las que crean las desarmonías y los problemas.

Hacer conscientes estas dinámicas inconscientes y sanarlas de manera simbólica, emocional y energética son aspectos que se pueden ver favorecidos a través de las Constelaciones Familiares.


A través de un trabajo en grupo, dirigido por un constelador, algunas personas toman el rol de los diferentes componente de un sistema (padre, madre, hijo/a, abuelo/a, amigo/a, jefe/a, etc.), permitiéndose conectar con la información del inconsciente familiar o grupal, llegando a actuar, sentir, pensar e interactuar como las figuras no presentes, desvelando así dinámicas y sucesos que, habitualmente, quedan ocultos para la persona interesada.

Una jornada de trabajo con Constelaciones Familiares puede durar de cuatro a ocho horas, según el número de personas consteladas. En este periodo de tiempo se escoge a aquellas personas que van a ser consteladas, mientras que el resto asumen los roles de representantes y de observadores para la contención del sistema y del trabajo.

La elección de los casos a constelar se realiza según el criterio del constelador. Otra manera es que las personas que desean ser consteladas lo comenten a la hora de apuntarse a la actividad, reservándoles ese trabajo especialmente a ellas.


El precio de participar en un trabajo de constelaciones es de cincuenta euros para las personas que van a ser consteladas y de treinta para las que van a participar de manera no constelada.

El número mínimo de participantes ha de ser en torno a doce o quince personas. Por debajo de este número la energía del grupo y el número de participantes resulta insuficiente.

El trabajo con Constelaciones Familiares a título individual requiere de una técnica diferente a la de las realizadas en grupo. Se trabaja solamente con la persona y la duración puede ser de una hora a tres, por lo que los precios se acomodarán a la duración de la sesión.